A merced de un dios salvaje. Paseos por la Sonsierra.

Si tienes prisa continúa hacia adelante hasta llegar a la plazoleta. Encontrarás bancos y una mesa de pinic en la que descansar y una fuente en la que podrás reponer agua para la vuelta.

Si puedes tomarte unos minutos, pasea por las callejas y visita el exterior de la iglesia y el lavadero antes de retomar tu camino.

En el caso de que realices el sendero circular completo, a partir de este punto la ruta de vuelta es coincidente con la de ida.

<<Qué todos tocamos fondo alguna vez, olvidamos quiénes somos , porque perdemos de vista ese faro que ilumina lo realmente importante y nos hace avanzar cuando parece que todo está perdido, y, legados a ese punto de confusión, incapaces de sujetar las riendas, nos dejamos llevar como una bolsa que arrastras el viento. Yo no quería abandonarla, nunca lo pensé , ni por un segundo. Solo hinqué rodilla…

(A merced de un dios salvaje. Andrés Pascual) >>

© 2021 San Vicente de la Sonsierra. Todos los derechos reservados.

Please publish modules in offcanvas position.